Los tiros de media distancia han muerto

Seguro que a lo largo del último año lo has escuchado o leído en algún sitio, ya sea radio, podcast, televisión, web/blog, Twitter… “los tiros de media distancia han muerto“, o en su defecto, “el lanzamiento más eficiente en baloncesto es el triple“. Y os voy a contar algo, nada más lejos de la realidad… estadística en mano.

Empecemos por el principio de todo, antes de la brutal explotación estadística a la que se ve sometida la NBA jugada tras jugada, partido tras partido. Olvidémonos de la estadística por un momento, porque podríamos basar simplemente en principios de la lógica alguna de las anteriores afirmaciones, basta con reflexionar con el simple hecho de que existe una línea divisoria que separar el valor de tu lanzamiento, si tu pie sobrepasa esa línea aunque solamente sea por un milímetro, tu lanzamiento contará como 2 puntos, sin embargo, solo por estar un milímetro más atrás, tu tiro sumará 1,5 veces más (3 puntos). Un milímetro, algo insignificante para cualquiera.

Considerando lo anterior, y teniendo presente en todo momento que un tiro desde 7,239 metros suma 2 puntos, mientras que un tiro desde 7,240 metros suma 3 puntos, ya estoy preparado para hablaros de estadística.

Si has llegado hasta aquí, tal vez te interese leer algo que escribí hace unos meses sobre la evolución gráfica del triple en la NBA.

Aunque cada vez se tire más de tres, este aumento en el número de triples no va directamente relacionado con un aumento en el porcentaje de acierto, de hecho, durante los últimos 22 años el porcentaje de acierto en triples se ha mantenido casi inmóvil, rondando año tras año el 36%. Pero sí, algo está cambiando, el tiro de media distancia está desapareciendo, o tiras desde debajo de la canasta o te vas a la línea de tres puntos, pero el tiro de media distancia, más allá del obligado lanzamiento desde el tiro libre, ha muerto.

El más claro ejemplo dentro de la conocida como revolución del triple, son los Houston Rockets de Daryl Morey. Estos Rockets hace años que utilizan la estadística para mejorar su juego, aquello que los eruditos llaman sabermetrics, aunque esta revolución particular de los Rockets te la va a explicar mejor el crack de Andrés Monje aquí, yo te lo voy a resumir en sólo tres imágenes:

HeatMap HOU Rockets – Temporada 2010-11

Los tiros de media distancia han muerto

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

HeatMap HOU Rockets – Temporada 2014-15

Los tiros de media distancia han muerto

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

HeatMap HOU Rockets – Temporada 2017-18

Los tiros de media distancia han muerto

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

En efecto, ya no existe el tiro de media distancia, pero no solo eso, ya casi había desaparecido hace 3 años en estos Rockets, lo que podemos ver en el HeatMap de esta temporada es es que incluso han descendido el número de tiros desde dentro de la zona protegida. Los Rockets han reducido sus opciones a dos tipos de lanzamientos: triple o bajo el aro (bandeja, mate). Llevan años superando el récord de triples intentados por temporada, y este año lanzan la friolera de 44 triples por partido, 11 más que los Brooklyn Nets (segundo equipo que más triples lanza). El número de triples intentados esta temporada por Rockets está llegando a un extremo nunca antes visto, los jugadores entrenados por Mike D’Antoni lanzan más tiros de tres (44.4) que tiros de dos (39.5) por partido.

Y es que el tiro de tres se ha convertido, definitivamente, en el tiro más efectivo del baloncesto. El tiro con más valor. No lo digo yo, lo dice la estadística…

A continuación os voy a mostrar una tabla en la que podremos ver representados los puntos por posesión/lanzamiento que anotan cada uno de los equipo de la liga esta temporada. La tabla está ordenada por número de lanzamientos de tres intentados (por partido), y separada según la efectividad en tiros de 2 y tiros de 3:

Los tiros de media distancia han muerto

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

En azul los 24 equipos cuyo lanzamiento de tres es más efectivo que su lanzamiento de dos, en rojo aquellos que según la estadística deberían considerar empezar a tirar más de dos y menos de tres… ¿o tal vez no? Entiendo que si volvéis a mirar la tabla, os sorprenderá ver el tiro más efectivo de, al menos, un equipo, ¿me equivoco? Sigue leyendo.

Resulta curioso ver como Toronto Raptors y Houston Rockets tienen más efectividad con el tiro de dos que con el tiro de tres, cuando son dos equipos que han ganado casi todo esta temporada y están entre los que más triples lanzan. ¿Están seleccionando mal sus tiros? No es eso… sino, todo lo contrario.

Mirad el % de acierto en tiros de 2 de Rockets o Raptors, mirad el porcentaje de acierto en tiros de 2 de Cleveland Cavaliers o Golden State Warriors. Esos porcentajes, nunca vistos antes, son la consecuencia más evidente de lo que os hablo hoy. El tiro de dos ha muerto, y en los mejores equipos comienza a ser un tiro prohibido, y peor que se va a poner la cosa, porque para esta revolución, como ya os he dicho antes, los Houston Rockets son como una visión del futuro.

Lo que podemos aprender de cara al futuro de la NBA viendo a estos Rockets, es que en los próximos años veremos como el tiro de dos quedará reservado exclusivamente para opciones extremadamente fáciles… será la opción elegida solo cuando no quepa ninguna duda de que se va a terminar metiendo en al menos el 60% de los tiros.

Y por cierto, de esta revolución no se salva nadie, ni siquiera los hombres altos. Pau Gasol ha anotado más triples en los 20 primeros partidos de esta temporada 2017-18 que en sus primeros 750 partidos en la NBA, casi nada. DeMarcus Cousins, que para mi es el pívot más dominador de la NBA actual, lanza desde más allá de los 7,24 metros en 1 de cada 3 tiros que hace sobre la pista esta temporada.

¿Nos ha vuelto definitivamente locos la estadística?

¿Te gusta lo que lees? Te aviso por correo electrónico cuando publique mi próximo artículo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.